Revaloriza tus horas con la Técnica Pomodoro

Todo autónomo que se precie tiende a estar a mil cosas al mismo tiempo.

Está demostrado que el ‘multitasking’ es contraproducente, pues estamos programados para hacer una sola tarea al tiempo. Un estudio de la universidad de Utah comprobó que solamente el 2,5% de las personas pueden hacer varias cosas al mismo tiempo de manera efectiva.
Y no solamente el impulso a hacer varias cosas al mismo tiempo, sino otras distracciones típicas como llamadas telefónicas, incesantes chequeos del email o notificaciones del móvil te pueden robar mucho más tiempo del que imaginas.
Si eres de los que necesita hacer su trabajo delante del ordenador te recomendamos encarecidamente que pruebes la técnica pomodoro. Es una sencilla herramienta de productividad utilizada por miles de diseñadores, programadores, redactores y muchos otros autónomos.
¿Que es la técnica Pomodoro?
Pomodoro toma su nombre de los graciosos contadores de cocina con forma de tomate. La idea es utilizar esos contadores para bloquear una porción del tiempo para concentrarte al 100% en una tarea. Eso significa que durante ese tiempo no puedes mirar el móvil, ni levantarte de la silla ni atender a otra cosa que no sea tu proyecto.
La cantidad de tiempo puede ajustarse, pero normalmente se recomienda ponerlo durante 25 minutos y descansar 5 minutos. Tras 4 ‘pomodoros’ o bloques de 25 minutos, se recomienda hacer un descanso más largo, de 15 minutos.
La técnica fue ideada por Francesco Cirillo en los años 80 con el objetivo de  aumentar la concentración y el estado de flow.
Es importante acompañar la técnica pomodoro con un sistema de gestión de tareas eficiente. Nosotros recomendamos tener una lista de tareas por cada proyecto e invertir cada pomodoro trabajando en una sola tarea de ese proyecto. si acabas la tarea antes de que finalice el pomodoro se recomienda repasar la tarea que has hecho para potenciar el sobreaprendizaje.
Herramientas de Pomodoro
Aunque tener un pomodoro físico pueden ser una manera graciosa de decorar una oficina, existen decenas de apps y herramientas digitales para móvil, escritorio e incluso extensiones de Google Chrome que emulan los pomodoros.
El más completo es Focus Booster, un temporizador para escritorio que te permite registrar en qué inviertes cada pomodoro. Esto te permite tener informes gráficos sobre el tiempo que inviertes en cada cliente, que para algunos autónomos puede ser muy útil de cara a poner precio a sus servicios.
Importantísimo: respeta la señal de fin del pomodoro. 25 minutos son suficientes para sumergirse profundamente en una tarea, conseguir un estado de flow y hacer caso omiso a la campanilla de finalización. La intuición te dirá que aproveches ese productivo estado de flow, pero una vez pierdes el hilo del pomodoro es difícil retomarlo y a la larga vas a estar perdiendo el tiempo. Por eso es tan importante tomarse los descansos.
Aquí puedes encontrar otras herramientas de productividad para hacer tu tiempo mucho más valioso.
Fuente: Peru Buesa