Plazos para cambiar la base de cotización

La reforma del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos se está debatiendo en el Congreso, y es probable que este análisis se prolongue a lo largo de año para terminar con un informe que siente las bases de un posible cambio en el sistema de cotización de los empresarios autónomos.

 

Uno de los asuntos que preocupan es el sistema de pensiones y la pensión media que cobra este colectivo. Lo cierto es que los empresarios autónomos, independientemente de lo que ingresen, pueden elegir su base de cotización, es decir lo que pagan por ser autónomos. Un porcentaje muy elevado cotiza por la base mínima, hecho que justifica esas bajas prestaciones. Por ello, es recomendable, para aquellos autónomos que sus ingresos se lo permiten, que paguen más del mínimo actual.

 

Este año ha entrado en vigor el cambio normativo que permite a los empresarios autónomos cambiar hasta cuatro veces al año la base de cotización (anteriormente se podía dos veces). Esta medida favorece fundamentalmente a los autónomos que ejercen actividades estacionales.

Ahora bien hay que tener en cuenta algunos matices porque el cambio no es inmediato.

Para aquellos autónomos que quieran cotizar más desde el 1 de abril lo han de solicitar antes del 31 de marzo.  Los cambios que se soliciten entre el 1 de abril y el 30 de junio se harán efectivos el 1 de julio; mientras que los solicitados entre el 1 de julio y el 30 de septiembre se formalizarán a partir del 1 de octubre; y los solicitados entre el 1 de octubre y el 31 de diciembre se harán efectivos  a partir del 1 de enero.

 

Por tanto, para aquellos que quieran aumentar su base de cotización a partir de abril tendrán que comunicarlo antes del 31 de marzo; este cambio se puede hacer a través de la sede electrónica de la Seguridad Social.

Otro aspecto importante a tener en cuenta por aquellos autónomos que no cotizan aún por las bases máximas es elegir que automáticamente su cotización se aumente en el mismo porcentaje que aumentan las bases máximas de cotización. De esta forma se incrementarán las coberturas por baja de enfermedad profesional o jubilación automáticamente sin necesidad de gestiones.