Pasos para recurrir una sanción de Hacienda o Seguridad Social

Cuando un autónomo no está conforme con una decisión de Hacienda puede interponer un recurso de reposición

Una de las preocupaciones que tienen los empresarios autónomos es, además de prevenir que te sancionen,  cómo recurrir una multa de Hacienda.

La Agencia Tributaria puede imponer sanciones cuando el empresario autónomo no cumple con sus obligaciones fiscales como empresario o como autónomo. Hay infracciones que van desde leves, por el retraso en la declaración de un impuesto hasta graves y que te acusen de fraude. Por eso es importante que el empresario autónomo tenga claro, no sólo sus derechos como contribuyente y profesional, plazos y procesos cuando se recibe una notificación, sino también cómo proceder ante una notificación de Hacienda.

Cuando el empresario autónomo no está conforme con una decisión de Hacienda puede interponer un recurso de reposición para que ese acto se revise. Este trámite, conocido como recurso potestativo de reposición, te permite presentar formalmente que no estás conforme con una acción administrativa.

GesTron nos pone un ejemplo sobre un autónomo sujeto a una inspección de IVA porque ha recibido una factura de un proveedor internacional con una cuota de IVA soportado de 8.000 euros y la administración no estima que sea deducible. Dado el caso, tras la liquidación, al autónomo le salen a pagar 2.000 euros de IVA. En este caso en concreto, el acto de reposición se interpone con el fin de que esos 8.000 euros sean deducibles.

 

El recurso de reposición o recurso potestativo de reposición se presenta poniendo fin a la vía administrativa, previo a la presentación del recurso contencioso administrativo. Se recurre a éste en aquellos casos en los que, tras el recurso potestativo de reposición, se determina la imposibilidad de llegar al fondo del asunto. Cabe la posibilidad de que el empresario autónomo directamente pase al recurso contencioso administrativo y que no interponga el recurso de reposición como acción intermedia.

 

Ejemplos de posible recurso de reposición por Gestión Tributaria

Cuando no se consideran deducibles facturas recibidas
Cuando no se consideras deducibles facturas de importación por errores en su declaración en los modelos correspondientes
No presentar devengadas facturas de ingresos con retención

El recurso de reposición es potestativo, es decir, el empresario autónomo elige si quiere  agotar esta vía antes de presentar el recurso contencioso administrativo ante los Tribunales. Ahora bien, si el autónomo decide dar el paso no podrá presentar un recurso contencioso hasta que no se resuelva primero.

El recurso se puede poner telemáticamente (se requiere certificado electrónico), así como acudir a las oficinas de la Agencia Tributaria, en caso de que se trate de un apelación a Hacienda o a través de Correos.

El plazo de tramitación es de un mes a partir del día siguiente en que se produzca el silencio administrativo. Si se desestima también se cuenta con un mes para  interponer el recurso contencioso tras el fallo del recurso de reposición.

Fuente: CepymeNews / GesTron