La base mínima de cotización quedará congelada hasta el segundo semestre de 2018

De momento parece que no habrá cambios en las bases de cotización de los empresarios autónomos dado que quedan congeladas hasta que el Congreso de vía libre a las cuentas públicas para 2018, que según fuentes consultadas, podría ser entorno al mes de junio. De esta forma la orden aprobada por el Gobierno deja la base mínima en 919,80 euros y la máxima en 3.751,20 euros, igual que este ejercicio.

No obstante cabe reseñar que esta decisión tiene carácter temporal y de cumplirse las expectativas la subida estaría entre el 1,5% y el 2% en cómputo anual para cuando estén listos los Presupuestos. Así, el alza que se aplicaría a las bases de cotización de los cerca de dos millones de autónomos persona física sería del 4% en los seis últimos meses del año, lo que elevaría a 938,20 euros la mínima y a 3.826,22 euros la máxima.

A partir del 1 de enero  si se hará efectivo el incremento que se aplicará a las bases mínimas para los autónomos societarios. Subirá para 500.000 trabajadores un 4%, lo que dejará su cuota en 357,31 euros. La base de cotización para estos autónomos ha estado durante años vinculada a la subida del salario mínimo. Esta circunstancia provocó que el pasado año, por ejemplo, sus bases crecieran un 8%. Sin embargo la Ley de autónomos desvinculó el incremento de la base mínima de cotización de los trabajadores por cuenta propia societarios del salario mínimo y lo ligó a los Presupuestos Generales del Estado. Pero la prórroga de las cuentas públicas ha obligado a continuar con la fórmula ligada al SMI.

Fuente: ABC |Pymes y Autónomos