GDPR, los delitos que puedes cometer sin saberlo

Echa un vistazo a los riesgos de compartir información ajena en Internet

 

Tras siete años de intenso trabajo y debate, hoy 25 de mayo entra en vigor el Reglamento General de Protección de Datos (GDPR), que como te venimos comentando en los últimos post implica una serie de cambios muy importantes en todos los ámbitos: publicidad, medicina, banca,…

Este nuevo reglamento añade nuevos derechos a los ya existentes para mejorar la capacidad de decisión y de control de los ciudadanos sobre sus propios datos personales.

Tal y como resumen Panda en su web este nuevo reglamento también “tiene repercusión en el comportamiento de los internautas”. No hay que olvidar que el GDPR refuerza la protección de la información personal y las acciones también las acciones que pueden ser constitutivas de delito en Internet.  La Agencia Española de Protección de Datos ha editado un manual con las conductas en las que la difusión de información ajena a través de Internet puede ser delictiva.

 

Compartir información personal sin permiso

 

Puede conllevar una sanción administrativa o penal el hecho de publicar en redes sociales o en servicios de mensajería instantánea tanto información, como fotografías, vídeos o audios de otras personas sin permiso.

Este comportamiento, según el Código Penal, está castigado con una pena de prisión que puede oscilar entre uno y cinco años.  Las penas más duras son para las personas que  además de difundir la información, hayan participado en la obtención ilegal de los datos.

 

Acceder sin autorización a información de otras personas

 

Otra de las acciones que están condenada es la de acceder sin autorización a información de otras personas pues esto supone que vulneras su intimidad, de tal forma que se incurre en un delito  “de descubrimiento y revelación de secretos” y “contra la integridad moral”.  Según informa Panda en su web esto incluye la instalación de aplicaciones en el móvil de familiares o parejas para controlar sus comunicaciones o su ubicación, o acceder a su mensajería o correo electrónico. Tras “la última reforma del Código Penal, es sancionable la mera posesión de software informático destinado a cometer delitos de falsedad, por ejemplo, falsificar contratos, documentos de identificación, etc.”, informa Panda.

En este apartado está incluida “la intimidad de los menores, que garantiza la Ley Orgánica 1/1996 de protección jurídica del menor al estipular que «los menores tienen derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen. Este derecho comprende también la inviolabilidad del domicilio familiar y de la correspondencia, así como del secreto de las comunicaciones»”.

 

‘Sexting’ / compartir sin permiso imágenes tomadas el ámbito privado

 

Es motivo de delito publicar sin permiso aquellas “imágenes íntimas enviadas o tomadas en un ámbito privado y que acaban siendo publicadas sin permiso suponen un delito grave. Eso incluye a aquellos que difundan este tipo de grabaciones a través de mensajería o redes sociales, aunque no conozca a las personas que aparecen en la grabación o las fotografías”, informa Panda. Las personas que participen en su publicación y/o aquellos que la compartan pueden ser multados y condenados penas de prisión que van desde 3 meses a 1 año.

 

Ciberacoso o ‘stalking’

 

El delito de ciberacoso o stalking se comete cuando se llevan a cabo de modo continuado acciones como vigilar o perseguir una persona, establecer contacto a través de diferentes medios de comunicación, utilizar sus datos para obtener mercancías o para conseguir que otras personas se pongan en contacto con ella. Esta conducta también conlleva una pena de 3 meses a 2 años de prisión o sanción económica.

 

La Agencia Española de Protección de Datos recuerda en su web que ejercer tus derechos es gratuito para el ciudadano, salvo cuando se formulen solicitudes manifiestamente infundadas o excesivas y en cualquier caso si hubiera un coste, este no podrá implicar un ingreso adicional para quien trata los datos y debe limitarse al verdadero coste de tramitar la solicitud.

La Agencia Española de Protección de datos ha publicado un esquema con los derechos que incluye el RGPD para el ciudadanos y sus principales características:

 

Fuente: Panda/ Agencia Española de Protección de Datos