Consolidación de los negocios y creación de empleo

Seis de cada diez autónomos inscritos en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos son personas físicas, es decir un 61,2 por ciento (1.982.283 autónomos); el 38,8% (1.254.585) restante está dado de alta con algún tipo de sociedad.
Si desglosamos la evolución de esta estadística para el primer trimestre de 2018 observamos que las personas físicas, animadas por la tarifa plana, han aumentado en 19.509 y los autónomos societarios en estos tres meses han aumentado en 17.044.

 

A 31 de marzo de 2018 había 1.982.283 autónomos,  personas físicas  inscritos en los diferentes regímenes por cuenta propia de la Seguridad Social, siendo el RETA el más numeroso de ellos. Los varones representan el 64,9 % y las mujeres el 35,1 % del total. Estos porcentajes cambian cuando se tienen en cuenta otras variables (edad, ámbito geográfico, sector de la actividad):

  • Asturias y Galicia, el porcentaje de mujeres supera el 40,0%.

 

  •  En la Industria (22,6 %) y, sobre todo, en la construcción (3,5 %), el porcentaje de mujeres es muy
    reducido.

 

Más del 70,0% (72,2 %) de los autónomos supera los 40 años de edad, aunque este porcentaje desciende
al 56,2 % entre los procedentes de otros países.

 

CONSOLIDACIÓN DE LOS NEGOCIOS Y CREACIÓN DE EMPLEO

 

Otro dato de interés es que cada vez más empresarios autónomos consiguen consolidar sus negocios. Dos de cada tres negocios en nuestro país tienen más de 3 años de vida y uno de cada dos más de 5 años.

Sólo el 15,3% de los empresarios autónomo está al frente de un negocio con menos de un año de antigüedad.

RADIOGRAFÍA DE LAS PERSONAS FÍSICAS POR SITUACIÓN PROFESIONAL

 

El 5,4 % de los autónomos simultanea su actividad con otra por cuenta ajena (pluriactividad), lo que es más frecuente entre los jóvenes menores de 25 años (9,7 %) y aquellos que tienen una antigüedad menor a 6 meses (10,7%).

El 22,0% de los autónomos tiene asalariados a su cargo. Este porcentaje se incrementa a medida que aumenta la base de cotización, hasta un máximo del 36,2 % entre los que tienen bases superiores a 3 veces la base mínima, y en Andalucía, Canarias y Ceuta superan el 25 %. En agricultura y construcción, el porcentaje desciende al 16 % y 15,6 %, respectivamente.

El número de colaboradores familiares en alta en la Seguridad Social asciende a 195.521, de los cuales 87.771 son varones y 107.750 mujeres. La gran mayoría (81,12%) trabaja en el sector servicios, particularmente en el comercio y hostelería que supone un 76,14 % de este sector.

 

Fuente: Ministerio de Empleo y Seguridad Social